Infofrut Argentina

El impacto del Coronavirus en la fruticultura mundial

Visión general de las consecuencias del virus Corona en el comercio mundial de productos frescos, elaborado por Freshplaza.es al 18 de marzo, que sintetizamos.

11 minutos de lectura

Visión general de las consecuencias del virus Corona  en el comercio mundial de productos frescos, elaborado por Freshplaza.es al 18 de marzo, que sintetizamos.

Como ya se conoce por todos los medios de comunicación las restricciones en Europa establecen que los transportistas deben permanecer en sus camiones y las demás restricciones que se aplican en todos los países para el acceso a la compra de alimentos y farmacias. La demanda se centra en el comercio minorista. La demanda de cítricos está aumentando debido a su contenido de vitamina C; . La demanda  de aguacate, mango y bayas registran una caída.

Cuando se trata de logística, la escasez de contenedores refrigerados y las restricciones en el transporte aéreo son los principales factores que afectan al sector. El tráfico rodado en Europa se ve obstaculizado por los controles fronterizos internos. Los productores también están preocupados por la escasez de mano de obra.

Países Bajos:
En Bélgica se produjo una gran demanda de frutas y verduras. Los consumidores han estado comprando mucho más de lo que suelen hacer en sus compras diarias o semanales. Las consecuencias para el comercio de frutas y verduras son muy diversas. Los proveedores de supermercados han visto un gran aumento en su facturación.  También hay grandes preocupaciones por el lado de las importaciones, especialmente para proveedores a gran distancia. Es muy difícil tomar decisiones sobre el comercio con productos que llegarán en tres o cuatro semanas. 

El enfoque parece centrarse principalmente en productos que se cree que tienen efectos beneficiosos, como el jengibre y el ajo, y productos con una larga vida útil, como la cebolla, el repollo y las manzanas. El mercado de la papa todavía no parece estar beneficiándose de la situación.  Más personas que nunca antes en el comercio de frutas y verduras están trabajando desde casa. 


Aunque Bélgica ciertamente se ve afectada por el coronavirus, las consecuencias para las importaciones aún no son tan malas. El suministro de productos en el extranjero cambiará rápidamente. Los vuelos están siendo cancelados y los importadores esperan que los puertos no se detengan.  En el sector de la papa, las compañías que abastecen a las cocinas industriales y las compañías de comida rápida con papas y papas fritas están actualmente particularmente afectadas. 

Reino Unido

La falta de trabajadores es el mayor desafío. La demanda de frutas y verduras está pasando del servicio de alimentos a los supermercados y hospitales.  Con un cambio en la demanda, más personas vienen a los supermercados locales para comprar grandes cantidades de frutas y verduras que han llegado directamente del mercado mayorista. Los propios mercados mayoristas también están abriendo sus puertas al público para ventas directas. La principal preocupación entre los productores es principalmente la inminente escasez de trabajadores de Europa del Este. Este miedo ya estaba allí con Brexit, pero con el coronavirus solo empeorará. 

En Alemania, no  falta  el suministro de frutas y verduras frescas. Sin embargo, cuando se trata de la fuerza laboral dentro del sector, hay problemas importantes.  a corto plazo. 

Los trabajadores estacionales se encuentran en una situación similar. .

En Austria la situación es similar. En Suiza se observaron situaciones dramátias en los supermerados quedando vacíos los estantes de frutas y hortalizas.

En Francia la demanda terminó on las existencias de frutas y verduras.
La vida social francesa. Las escuelas, los establecimientos de hospitalidad y las tiendas que venden artículos de primera necesidad han cerrado sus puertas. Cualquier persona en la calle sin una razón válida corre el riesgo de una multa de € 135. Por supuesto, todo esto está afectando el mercado de frutas y verduras.

Al igual que en muchos otros países europeos, ha habido mucho acaparamiento en Francia. Esto ha resultado en estantes vacíos y aumentos sustanciales en la rotación de los supermercados.  Los productos más populares son los básicos, como zanahorias, papas y cítricos.  Los productores que normalmente venden grandes volúmenes a escuelas y establecimientos de restauración han sido duramente afectados. Ahora tienen que buscar otros canales de venta.

La logística se ha vuelto mucho más complicada debido a la crisis. También hay más controles fronterizos, lo que resulta en retrasos.

Para la próxima temporada, los mayoristas esperan que los volúmenes de frutas y verduras disminuyan un poco; no por falta de volúmenes, sino porque todavía se esperan muchos retrasos en todos los ámbitos. Esto se debe a los controles fronterizos, al cumplimiento de las estrictas normas de higiene y a los trabajadores, incluidos los recolectores de frutas. Dado esto y también la alta demanda, se espera que los precios suban. 

Italia
Todo el país está cerrado. La situación en el norte es muy mala, mientras que en el sur está más bajo control por el momento. Con algunas excepciones, los italianos deberán permanecer dentro de sus hogares hasta el 3 de abril. Los supermercados están abiertos, pero el turismo ha desaparecido y las escuelas están cerradas, lo que resulta en una fuerte caída en el consumo.

En algunos casos, el comercio minorista en Italia ha aumentado sus pedidos en un 30%, mientras que los de la industria hotelera y de restauración han disminuido en un 80% en las últimas tres semanas. Actualmente, los precios son buenos para los proveedores, principalmente porque se ha reducido la disponibilidad de productos importados. Para algunos, las ventas han aumentado en un 40% o más.

Se están realizando cambios en los programas en el campo para los próximos meses. Por ejemplo, los productores de fruta de carozo  dejan menos fruta en el árbol, por lo que su cosecha será más pequeña, pero con tamaños más grandes. Actualmente, los cítricos están bien, pero la demanda de verduras como el brócoli, la coliflor, las espinacas y la alcachofa ha disminuido. Las alcachofas ya no se cosechan debido al bajo consumo y a los mercados y restaurantes cerrados. Los precios de este producto han caído en un promedio del 50%. 

En lo que respecta a la logística, existen principalmente problemas en las fronteras con Austria, Eslovenia y Croacia. La escasez de trabajadores sigue siendo un problema importante. Muchos de estos trabajadores se encuentran actualmente en sus países de origen y no pueden o no van a Italia para ayudar en la cosecha.

España: la demanda de cítricos está aumentando, pero las existencias están casi vacías ya que el producto se dirige directamente a los minoristas
Después de Italia, España es el país más afectado en Europa, con el virus que se ha propagado mucho más rápido que en otros lugares en los últimos días. El país  está

 Cerrado;  En todo  caso, se han batido récords en las subastas, hasta donde los productos lograron llegar.

Los productores están tratando de cosechar tanto como sea posible y trabajan más para mantenerse al día con la demanda de los supermercados.  La demanda de bananas y papas es particularmente alta.  Con una recesión económica por delante, los comerciantes temen que la demanda de productos como mangos, aguacates y bayas, disminuya.

 Las exportaciones a otros países europeos están aumentando debido a la creciente demanda de frutas y verduras. La mayor demanda, los problemas en la producción y el aumento de los costos han generado tensiones entre importadores y exportadores. .

Marruecos ha cerrado sus fronteras a Europa.  Actualmente solo el 35% de la fuerza laboral se encuentra en el país, lo que significa que no todos los productos se pueden cosechar.

Las fronteras polacas están cerradas, solo se permite el transporte de mercancías Mientras tanto, la demanda de manzanas en el país está aumentando considerablemente debido al comportamiento de acaparamiento. .

La cosecha está a punto de comenzar en Hungría.  Se han reportado casi todas las infecciones de corona en y alrededor de la capital húngara, Budapest.  En el comercio minorista, como en otros países europeos, ha habido cierto comportamiento de atesoramiento. “Los estantes de frutas y verduras no se pueden abastecer lo suficientemente rápido,

Grecia
Las ventas  se realizan siempre que sea posible, porque las frutas y verduras siguen siendo necesarias. El mayor desafío para un exportador griego es poder entregar los pedidos a tiempo debido a problemas en las fronteras internas de la UE.

En Turquía se teme que el país siga el camino de Europa. El transporte es uno de los mayores problemas en este momento. Los transportistas no se atreven a conducir a Europa.

Todo en Israel está cerrado. Solo los supermercados, farmacias y otras tiendas vitales están abiertas. La población ha comenzado a acumular, especialmente alimentos enlatados y secos, pero también frutas y verduras. Las personas en la industria alimentaria todavía pueden trabajar. Sin embargo, el mayor problema afecta a los trabajadores de campo, ya que muchos de ellos no pueden presentarse a trabajar debido a las fronteras cerradas con, por ejemplo, Cisjordania. También hay algunos problemas en las estaciones de empaque. Si tiene permiso para trabajar, debe mantenerse a dos metros de distancia de sus colegas y solo hay espacio para un tercio del personal total. 

Ghana: las exportaciones a Europa se han detenido por completo
Aunque el coronavirus aún no ha llegado a Ghana, el comercio se ha estancado por completo debido a ello. Los importadores europeos han estado cancelando sus pedidos en masa. 

Sudáfrica:
El impacto del coronavirus en las manzanas y las peras, las frutas más exportadas en este momento, es mínimo. La demanda es buena y parece que no hay reducción en ella. En la semana 11, las exportaciones de manzanas al Reino Unido aumentaron un 177% y las de Oriente Medio crecieron un 56%, mientras que las exportaciones a Asia Oriental disminuyeron un 34%. Acumulativamente, al final de la semana 11, las exportaciones de manzanas a Asia oriental habían aumentado en un 42% en comparación con 2019. Lo mismo es cierto para las peras, cuyas exportaciones al Reino Unido y Rusia aumentaron, mientras que las de Asia oriental disminuyeron en un 54%. A finales de la semana, las exportaciones a todas las regiones habían aumentado en comparación con el año pasado.

El sector de los cítricos sudafricanos espera ansiosamente que China libere puertos y contenedores refrigerados para la industria, ya que los primeros grandes volúmenes de cítricos sudafricanos llegarán al mercado en mayo y junio.

Por ahora, la enfermedad ha estado razonablemente bien contenida en Sudáfrica.

China

 El país está volviendo lentamente a la normalidad.
China ha hecho todo en los últimos meses para controlar el virus. En las últimas dos semanas, más compañías han vuelto a la producción y el virus está bajo mejor control. El sector de las frutas y hortalizas fue una excepción y ya había vuelto a la producción durante los tiempos difíciles cuando los supermercados tenían que ser abastecidos con productos frescos. Ahora se reanudan todas las actividades y las importaciones y exportaciones comienzan lentamente de nuevo.

Canadá y Estados Unidos han estado lidiando con una gran cantidad de compras de pánico, pero dado que hay suficientes frutas y verduras en stock, no hay amenaza de escasez.  También se avecina una escasez de productos especializados, ya que muchos de esos tipos especiales de alimentos llegan por transporte aéreo.

Chile
Las medidas aún no han tenido un impacto en el comercio de frutas y verduras. El país ahora está involucrado en la temporada de la manzana, y el kiwi.el momento,. Si el virus se propaga, podría convertirse en un gran desafío para los productores y las estaciones de empaque en el país. Sin embargo, el presidente ha anunciado un “Estado de catástrofe” para los próximos 90 días.

México: el mayor temor es el cierre de la frontera de EE. UU.
La industria del aguacate está tratando de mantener estable el mercado a tiempo.  Si las fronteras entre México y Estados Unidos se cierran, muchos exportadores prevén problemas.

Australia
El principal impacto del coronavirus es una escasez inminente de trabajadores en el sector. La Alianza Australiana de Productos Frescos insta al gobierno a extender las visas de todos los trabajadores del sector para garantizar el suministro de frutas y verduras a los consumidores australianos. Además, la disponibilidad de contenedores refrigerados y carga aérea para enviar sus productos es un desafío para los exportadores. El gobierno asegura que la cadena de logística de alimentos está funcionando bien en el país y no está en riesgo.

Nueva Zelanda: pone a trabajar a personas de otros sectores para la cosecha de frutas y verduras.

Seguinos en redes

Recibir Newsletter