Infofrut Argentina

Semillas Emilio: maíces super dulces

4 minutos de lectura

MAIZ  SUPERDULCE

El maíz es una planta originaria de nuestro continente americano. En el caso del maíz superdulce, es una obtencióna partir de la selección y el mejoramiento de la especie. Se consume el grano de la espiga. Su producción tiene destino de consumo fresco o bien industrializado. En Argentina se lo produce envarias zonas.Su valor nutritivo es importante en Fósforo y Vitamina A.

Temperaturas

El rango de temperaturas en que crece se encuentra entre los 10ºC y 32ºC, siendo el promedio ideal 18ºC a 24ºC. Se considera que la temperatura óptima para germinar es de 25ºC teniendo siempre en cuenta que las temperaturas del suelo deben estar estabilizadas en los 16-18º, para lograr rápidos nacimientos de las plántulas y buena instalación del cultivo, evitando así, pérdidas de plantas. Cuando las temperaturas superan los 32ºC o se encuentran por debajo de 10ºC el maíz decae en su ritmo de crecimiento llegando a verse afectado en varios aspectos de su fisiología.

Es un cultivo sensible a las heladas. Las mismas lo pueden dañar de acuerdo con su intensidad y duración; o por el estado del cultivo; y también según sea la situación del suelo y su riego.El maíz en un suelo seco puede sufrir más el efecto de las heladas. Asimismo, un suelo removido, favoreceun mayor daño por bajas temperaturas. Algo sabido es que los daños de las heladas también son mayores si se presentan sorpresivamente después de un período de temperaturas muy favorables para el cultivo. Es el caso típico de las heladas tardías.

Cuando se combinan altas temperaturas con baja humedad relativa y/o vientos cálidos y secos, se dificulta la fecundación y por consiguiente se obtienen espigas mal granadas. Además, la sequía y la falta de la nutrición adecuada dan como resultado plantas pequeñas con espigas cortas y con llenado deficiente.

Suelo y fertilización

Para el potencial genético que se dispone y para lograr altos rendimientos y calidad, hay que elegir lotes ricos en materia orgánica, bien profundos, que además sean de buen drenaje y sin capas que impidan el libre desarrollo de las raíces.

Períodos críticos

Una etapa clave es la de la germinación de la semilla hasta la emergencia de la plántula. Pueden ser 7 a 15 días o más, según sean las condiciones de temperatura, humedad y energía de la semilla.

Otro período decisivo para el rendimiento es el que va desde la emergencia (cuando se marca bien el surco) y los siguientes 45 -60 días. Es fundamental la más completa limpieza en cuanto a malezas. Las malezas en ese período producen merma en el rendimiento, y es de carácter irreversible. A mayor infestación, más será la pérdida.

Un tercer momento importante es el que sucede 15 a 30 días después de la aparición de la panoja (penacho o inflorescencia masculina).En esa etapa se produce la mayor absorción de nutrientes.

Híbridos recomendados

SEMILLAS EMILIO recomienda maíz GARRISON para quienes eligen superdulce de ciclo de 79 días. Es de muy alto potencial de rendimiento. Da espigas de alta calidad y destacado sabor. Se distingue por lograr una efectiva polinización y llenado de grano, aún en condiciones difíciles. Se obtienen espigas grandes y llenas hasta la punta. La chala u hojas que cubren la espiga del maíz Garrison  son de excelente color y cobertura, que da un inmejorable aspecto para la venta.

También SEMILLAS EMILIO recomienda maíz MORELAND para los que eligen superdulce de 84 días. Altísimo potencial de rendimiento. En este híbrido se destaca su capacidad para adaptarse a distintas zonas, a diversas condiciones de producción y a distintas fechas de siembra. Excelente tamaño de espigas, largas y anchas; gran calidad y tiene aptitud para ser consumido tanto en fresco como industrializado. También se destaca la gran profundidad de sus granos. Maíz MORELAND tiene la mayor protección del mercado contra Roya, por sus tres genes de resistencia.

Siembra

Para una buena siembra se debe lograr la mejor cama de siembra. Mullida y sin terrones. La ubicación de las semillas debe ser lo más uniforme posible. Tanto en la profundidad como en la distancia entre semillas. Ubicar la semilla en zona de humedad, pero, cercana a la superficie, para que la emergencia se concrete en el menor tiempo posible. Por ser el maíz un cultivo sensible a la falta de humedad, y para conseguir altos rendimientos, es fundamental disponer de un sistema adecuado de riego que permita evitar o disminuir las situaciones de estrés hídrico.

Para más recomendaciones comunicarse a través de nuestra página web: www.semillasemilio.com.ar o a través de Facebook: https://www.facebook.com/Semillas-Emilio-182230955166766/

Ing. Agr. Jorge Orbea

Responsable técnico-comercial área Sudeste

Semillas Emilio SRL

Seguinos en redes

Recibir Newsletter